La quinta media maratón, en Bratislava

El domingo día 6 por fin pude correr una media maratón en la que es mi segunda casa, Bratislava.

La previa

Bratislava Marathon 2014, SlovakiaComo el invierno ha sido mucho más liviano de lo esperado y no ha tenido nada que ver con los casi seis meses de nieve del año pasado, hemos podido salir a entrenar unas cuantas veces. Ocho entrenamientos en febrero y siete en marzo, sumando 73 kilómetros cada mes; siendo por lo tanto los dos meses de mi vida que más he entrenado.

Las lesiones también me han respetado y salvó la última semana de enero en Logroño, que la pasé con 38 ºC de fiebre, y un pinchazo en el isquiotibial hace dos semanas mientras hacíamos series, he podido entrenar de forma continuada.

Además he cuidado muchísimo la alimentación y en la última semana cociné nuevas recetas como la coliflor gratinada, el salmón en papillote con verduras o el risotto de verduras. El miércoles fue el único día que cenamos fuera y opté por una lubina en tempura; mientras que también intenté cuidarme en las comidas fuera, despidiendo la semana con sushi el jueves y pasta el viernes.

Lo que sí decidí cambiar esta vez fue la alimentación del sábado comiendo pasta sólo por la mañana. Así que después de pasar a recoger el dorsal número 1439 cociné unos espagueti a la puttanesca. Y por la noche cenamos ligero, un bocadillo de salmón con Queso Philadelphia, evitando así la pesadez de estomago.

La carrera

Joan Miñana and Pablo Villoslada Puigcerber, Half Marathon, Bratislava Marathon 2014, SlovakiaComo la carrera era el domingo a las 10 no hubo que madrugar demasiado y a las 7 me levanté para desayunar un zumo, medio plátano y un bocadillo de jamón y queso. Después de ducharme estrené mi nueva equipación de la Real Federación Española de Atletismo con camiseta de tirantes y malla corta; pero cometí el error de no ponerme calzoncillos, lo que me causó rozaduras.

Joan Miñana and Pablo Villoslada Puigcerber, Half Marathon, Bratislava Marathon 2014, SlovakiaA las 9:15 quedé con Joan para calentar un poco y decidimos salir a correr a 5 minutos el kilómetro. Como empezamos en el primer cajón perdimos poco más de un minuto en la salida y además no tuvimos que adelantar a demasiada gente lenta.

Joan Miñana and Pablo Villoslada Puigcerber, Half Marathon, Bratislava Marathon 2014, SlovakiaEmpezamos muy frescos y enseguida nos adaptamos al ritmo esperado, yendo incluso un poco por debajo de los 5 minutos. Como el día salió fresco tampoco hubo que mojarse mucho en los avituallamientos y casi sin darnos cuenta llegamos al final de la larga recta de cuatro kilómetros que hacían las calles Záhradnícka y Ružinovská, lo que marcaba el kilómetro 9.

Pablo Villoslada Puigcerber, Half Marathon, Bratislava Marathon 2014, SlovakiaMe decepcionaron bastante los puestos de avituallamiento ya que los montaron sólo en el lado derecho de la carretera y con las mesas muy juntas, así que resultaba complicado agarrar las botellas de agua y en el del kilómetro número 10 tuve que pararme para no pasármelo sin repostar.

De entrada en el centro de Bratislava nos encontramos a nuestras niñas Júlia y Kristina animándonos y sacándonos fotos. Y al verdad es que en esa parte de la ciudad hubo algo más de gente animando, aunque en general se notó bastante la falta de público; normal por otra parte cuando ni tan siquiera tus amigos bajan a verte.

Joan Miñana and Pablo Villoslada Puigcerber, Half Marathon, Bratislava Marathon 2014, SlovakiaPrácticamente la única subida de la carrera fue la cuestita de Námestie SNP, compensada después con la bajada de Michalská. Saliendo del centro aún nos quedaban cuatro kilómetros de carrera y de camino a River Park sopló bastante el viento.

De vuelta por la ribera del Danubio nos dejamos llevar hasta Eurovea, donde cruzamos la meta con un tiempo oficial de 1:47:39 y real de 1:46:27, en un magnífico puesto 759 de 2131 corredores que acabaron y a sólo cuatro segundos de mi mejor marca en la Media Maratón de La Rioja 2013.

La celebración

Joan Miñana and Pablo Villoslada Puigcerber, Half Marathon, Bratislava Marathon 2014, SlovakiaCon las medallas al cuello nos juntamos con las chicas y los cuatro nos fuimos a celebrarlo, previo paso por la ducha, al Rhapsody Restaurant. Después de tantos entrenamientos juntos, por fin Joan y yo pudimos disfrutar de la recompensa y en una gran carrera cruzamos la meta juntos, en la que fue su primera media maratón y la quinta mía.

Rhapsody Restaurant, Bratislava, SlovakiaTengo que dar las gracias también a Júlia, por estar ahí toda la carrera y hacernos unas fotos increíbles; y a Kristina por acompañarla toda la mañana. Sin olvidarme de Alejandro y Vicent que también bajaron a la calle a animar.

Lo que sí me decepcionó es que las carreras por esta zona empiezan a ser un verdadero negocio. La inscripción para la media maratón costaba de 25 a 35 € y la bolsa de bienvenida sólo tenía propaganda y un poncho; los avituallamientos los montaron sólo a la derecha y al final nos dieron una medalla que es lo único que nos queda. Así que con el poco público y un trazado un tanto feo, no resulta una carrera demasiado atractiva.

Anuncios

4 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s