Mi primera media maratón

Ya está, prueba superada, parecía que no iba a llegar el día pero ya ha pasado y fue ayer, ayer corrí la primera media maratón de mi vida y la terminé, con mucho sufrimiento, pero la terminé, ahora bien, vamos por partes.

¿Por qué vas a correr una media maratón?

Está es una pregunta que he escuchado varias veces en las últimas semanas y que voy a intentar aclarar.

Betliar Manor House, SlovakiaRemontándome al invierno del 1997, cuando me dio por correr campo a través con doce años, no puedo decir que me convenciese demasiado. Tras disputar todos los crosses de los Juegos Escolares de La Rioja, fuimos también a correr el Cross de Venta de Baños, uno de los más importantes de España junto con el de Haro, que también empecé pero no terminé.

Betliar park, SlovakiaAsí que excepto en clases de Educación Física y en los entrenamientos de fútbol o kárate, no volví a correr hasta el 31 de diciembre de 2004, cuando por fin nos decidimos mi amigo Guillermo y yo a correr la tradicional San Silvestre, en lo que ya se ha convertido en una tradición. Los dos últimos años hemos corrido disfrazados, ganando el concurso de disfraces en la pasada de 2010 y con una merecida aparición en prensa en 2009.

Rožňava, SlovakiaPero como una carrerita al año sabe a poco, el año pasado decidí empezar a entrenar con el objetivo de correr la Media Maratón de Bratislava, sueño que se trunco por un problema en la rodilla derecha, la misma que me ha dado guerra en esta carrera, y que resultó ser una inflamación del poplíteo, la cual me impidió entrenar de forma continuada hasta finales de enero.

Y una vez que empiezas a entrenar, corres una carrera de cinco kilómetros, luego otra de doce, y el siguiente paso lógico es una media maratón. Así que como objetivo y meta personal, me propuse correr una media maratón y elegí la de Košice, cuya maratón de la paz es la más antigua de Europa y la segunda del mundo, por detrás de Boston.

Las últimas doce semanas

Abebe Bikila bust, Košice Peace Marathon, SlovakiaPese a haber ido entrenando regularmente durante todo el año, fue hace doce semanas cuando decidí prepararme la media maratón. Leí varias paginas web, pedí consejo a conocidos y amigos, pero al final es tu cuerpo y tu tiempo libre el que marca tus planes de entrenamiento.

Finish line, Košice Peace Marathon, SlovakiaMi idea era correr al menos dos veces por semana, con un entrenamiento de entre cinco y ocho kilómetros entre semana y con otro los sábados (empezando por una hora y subiendo poco a poco hasta la hora y media).

Pese a que no lo seguí a rajatabla, hice varios buenos entrenamientos corriendo por debajo de cinco minutos el kilómetro y teniendo muy buenas sensaciones, por lo que el 31 de agosto decidí registrarme para la carrera; ya que era el día que acababa el plazo de descuento (24 €) para los que corríamos por primera vez en Košice, y también para que imprimiesen tu nombre en tu dorsal, lo cual es un gran detalle.

Starting number 3155, Pablo Villoslada Puigcerber, Košice Peace Marathon, SlovakiaEl pasado 15 de septiembre hice mi último gran entrenamiento, el que me hizo sentir que estaba listo, al correr casi 18 kilómetros en una hora y veinticinco minutos. Pero después llegaron los problemas, y es que a falta de diez días una sobrecarga del tendón del tobillo derecho me hizo dudar, pero gracias a la ayuda mi amiga médica Ivka, un poco de fastum gel, una tobillera y antiinflamatorios, lo tuve perfectamente recuperado para la carrera.

El jueves por la tarde cogí el autobús con destino Rožňava, para pasar el fin de semana con Olivia, ya que como el sábado era su cumpleaños, hizo una fiesta con sus amigos el viernes por la noche; por la mañana estuvimos visitando la ciudad y también el pueblo de Betliar, para el sábado por la tarde poner rumbo a Košice.

El día previo

Pablo Villoslada Puigcerber, Košice Peace Marathon, SlovakiaTras cenar en horario eslovaco (18:00) un platazo de pasta en el hotel, nos fuimos a recoger el chip y el dorsal número 3155; que como ya he comentado antes, tenía mi nombre impreso junto con la bandera de España, lo cual me parece un detalle increíble. También aparecía mi nombre impreso en la lista de corredores de la publicación oficial; pequeños gestos que hacen grande esta carrera.

Pablo Villoslada Puigcerber, Košice Peace Marathon, SlovakiaAunque también tengo que ponerle algunos peros, ya que a la hora de recoger la camiseta sólo les quedaban camisetas técnicas de la talla XXL, por lo que me tuve que conformar con una de algodón de la M, que en este caso me ha resultado más práctica, ya que la técnica sin mangas no creo que la hubiese usado nunca.

El otro pero es que la Pasta Party estaba a más de dos kilómetros del lugar de recogida del dorsal, por lo que al final no fuimos, y el día de la carrera hacían falta candados para las taquillas, lo cual no habían indicado en ningún sitio.

El caso que después de recoger el dorsal dimos una vuelta por el centro de Košice que celebraba su noche en blanco para acabar comprando mi desayuno (zumo de naranja, barra de cereales y plátano).

La carrera

Pablo Villoslada Puigcerber, Košice Peace Marathon, SlovakiaA las 6:00 me levanté para desayunar, ya que la carrera era a las 9:00; me enfundé la camiseta y la pantaloneta de La Roja, lo cual fue un puntazo, ya que fueron varios los gritos durante el recorrido de “¡España!” o incluso “¡Vamos España!”, pero también de “Španielsko!”. Recogimos todo y nos dirigimos a la salida donde tras calentar y estirar un poco me despedí de Oli.

Pablo Villoslada Puigcerber, Košice Peace Marathon, SlovakiaSonó el pistoletazo de salida y tardé minuto y medio en cruzar la línea de salida (hubo unos 2350 participantes) y siete minutos en recorrer el primer kilómetro; después ya pude coger mi ritmo y corrí muy cómodo hasta el kilómetro ocho, donde comencé a sentir molestias en la rodilla derecha, pero aun así pude mantener el ritmo hasta el kilómetro 10, que lo pasé por debajo de 50 minutos.

El dolor de la rodilla (otra vez el maldito poplíteo) empezó a ser más intenso por lo que comencé a ir más despacio y la gente empezó a adelantarme, por lo que aparecieron las malas sensaciones y hasta me entraron ganas de parar y echarme a llorar. Desde el kilómetro 14 tuve que pararme seis veces a estirar la rodilla, lo cual me aliviaba durante unos pocos metros.

Me habían dicho que en el kilómetro 16 es cuando realmente sabes si vas a terminar o no la carrera, pero en mi caso fue en el 18 cuando me di cuenta de que aunque llegase con la pierna colgando, iba a ser capaz de terminarla. Traté de disfrutar los últimos kilómetros y me grabé un vídeo de los últimos 500 metros, completando la que ha sido la primera media maratón de mi vida.

Los últimos 500 metros de la primera media maratón de mi vida

Celebración

Restaurant Camelot, Košice Peace Marathon, SlovakiaTras cruzar la línea de meta y ponerme la medalla al cuello, empecé a asumir que lo había logrado; acabé en el puesto 861 en 1:58:25 (1:55:35 real [activando el GPS al cruzar la línea de meta y con pausa automática en las paradas]), trece minutos más de lo que esperaba; pero con el dolor de la rodilla durante trece kilómetros, estoy más que contento de haberla terminado.

Restaurant Camelot, Košice Peace Marathon, SlovakiaKošice como primera media maratón me ha parecido el sitio perfecto; es la segunda maratón más vieja del mundo (esta era su 88ª edición) y como orgullosos que están de ella, sus habitantes pueblan cada metro del circuito (que es prácticamente plano) animando con palmas, bocinas, carracletas y gritos; los niños te chocan la mano al pasar y hay grupos de música tocando en varios puntos del recorrido, lo que la convierte en una gran fiesta; que este año era aun más especial al cumplirse 50 años desde que el gran Abebe Bikila corrió y gano la edición de 1961.

T-shirt, Medzinárodný Maratón Mieru, Košice Peace Marathon, SlovakiaDespués de comerme un plátano, una chocolatina y beberme un par de vasos de agua con azúcar, recibí la felicitación de mi chica y me fui a pegar una merecida ducha, para después comerme un entrecot y tomarme una cerveza en el Restaurante Camelot, que ofrecía un 50% de descuento a los atletas y que desde aquí recomiendo, por la buena calidad de la carne y su decoración de estilo medieval.

Impossible was nothing!

09/10/2011: Actualizo con mi vídeo de los últimos 500 metros y el enlace a las fotos oficiales.

Anuncios

7 comentarios

  1. Quillo, Enhorabuena. Yo ademas de un par de carreras populares d 6 o 7 kms en Sevilla y en Lohne (Landkreis Vechta, Baja Sajonia), lo maximo q he corrido es un Memorial aqui en Granada el año pasado de 10km…q hice por cierto en menos de 1hora porque me he enganche cual lapa a un grupito (veteranos q no veas el nivel) q entrenaba una Media Maraton…como mi tipo fisico no es precisamente de keniata (en Paris jugue rugby en 1a linea) no me puedo quejar! Animo y palante! Ignacio Goslar

    • Muchas gracias Ignacio, pero todo es ponerse, con ir entrenando y subiendo las distancias poco a poco, al final no parece tanto una media maratón, así que anímate a intentarlo. Un abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s