Volviendo a la normalidad

Ya ha pasado un mes desde que no estás, un mes desde que te lleve a hombros, un mes que no olvidaré facilmente.
 
Por desgracia la vida continua y poco a poco he ido volviendo a la normalidad; a parte de andar en bici e ir a nadar entre semana, lo que más he hecho es currar con Paradis los fines de semana, montando y sirviendo bodas, además de un 60 cumpleaños en un chalet de Avenida de Madrid, con un pijerío enorme e incluso fuegos artificiales. Hace dos sábados cambié de empresa y fui a servir al Montesol, aunque el servicio me decepcionó un poco y a este paso no se yo donde celebraré mi boda cuando me toque, jejeje; eso sí, el neto por hora es bastante mejor que en Riscal. El pasado viernes fue la risa y después de doce horitas currando, Alex y yo nos quedamos en fiestas de Elciego con gente de la boda y volvimos a las 10 de la mañana a Logroño.
 
Fiestas no he tenido muchas este mes y la verdad que me faltaban ganas, a Bañares sólo subí a comer el domingo por despejarme un poco, pero sí que fui a Sojuela el último sábado de agosto y acabé en el pilón, malditos chavales, me vengaré. Por Logroño alguna cervecita y algún vinito, pero poco más. Salvo este sábado que después de ver la bodega Juan Alcorta, que es una puta pasada con una nave de 70.000 barricas y unas vistas increíbles de Logroño, dentro del programa Catarsis, donde Sandra es azafata, y degustar el coctel con Azpilicueta después del concierto, estuve con la gente de Couchsurfing de Logroño tomando unos cubatas; grandes e interesantes personas todos ellos.
 
Lo que sí he tenido es bastante deporte, como ya he dicho bici y piscina se van alternando de lunes a jueves, y además, no podía faltar el fútbol, ya que como espectador vi la presentación de la Sociedad Deportiva Logroñés el 21 de agosto ante el Deportivo Alavés, además de su primer partido de liga en Las Gaunas este domingo; es un nuevo proyecto que me ilusiona bastante, tras la desaparición de mi querido y amado Club Deportivo Logroñés. Para completarlo también vi en el estadio de Mendizorroza en Vitoria, que me pareció muy guapo, el Alavés – Palencia de Copa del Rey que acabó 1 a 1 con golito de Paulino y que finalmente se llevó el Palencia en los penaltys.
 
Y por último alguna que otra actividad con mi princesita, ya que a parte de ver películas, subimos al Monte Cantabria desde el que se tiene una espectacular vista de Logroño y también fuimos a las Pozas de Arnedillo, aunque las prefiero mil veces en invierno y por la noche.
 
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s