Viaje a Finlandia

¿Cuántos paraísos hay en el mundo? Con viajes como este las ganas de viajar se incrementan, quedan tantos sitios para descubrir. Finlandia sin duda nos ha maravillado por su apacible cultura, por la belleza de sus mujeres y por sus paisajes espectaculares.
 
El miércoles madrugamos para hacer la tarjeta sanitaria europea, ya que se nos había pasado por alto, y en cuanto la tuvimos pusimos rumbo a Zaragoza, dónde tuvimos que reorganizar el equipaje ya que nos pasabamos con la maleta facturada. A las 13:25 subimos al avión, a la par que despegaban cuatro cazas del ejercito haciendo un ruido enorme con sus reactores, y dos horas más tarde aterrizamos en Londres que estaba completamente cubierto. Teníamos 3 horas para coger el avión a Tampere, pero aun así nos faltó el tiempo y tuvimos que echar una carrera de última hora por el aeropuerto de Stansted. Al llegar al aeropuerto de Tampere lo flipamos, es minúsculo, los pasajeros que se van a Londres y los que llegan coinciden en el mismo sitio, el control de pasaportes es eterno, y encima las maletas acaban en el suelo ya que la cinta tiene principio y fin. Afuera nos esperaban Gonzalo y Diana y cogimos el bus para llegar al centro de la ciudad, y de ahí otro bus al barrio de Hervanta, dónde Gonzalo vive en el edificio de Mikontalo. Cenamos salchichas finlandesas y embutido español, y después no paramos de hablar hasta las 4 de la mañana.
 
Pese a no haber dormido más que 5 horas, nos levantamos prontito para dar la vuelta al lago. Las banderas estaban a media asta por el asesinato de 8 personas a manos de otro estudiante en un instituto ee la ciudad de Jokela. Cuando llegamos al Suolijärvi había una señora mayor bañandose, y luego fueron otras dos, buff que frío. Dimos la vuelta al lago durante casi dos horas, es un sitio precioso con un bosque enorme lleno de ardillas, algo de nieve en el suelo y el agua casi helada. Después fuimos a otro lago más pequeñito, el Ahvenisjärvi, y también entramos a un centro comercial para ver el Alko, que es una tienda que vende alcoholes de todo el mundo, ya que la venta de alcohol depende del gobierno y sólo la cerveza puede venderse en los supermercados.
Comimos en la uni por 2.35 € y después nos enseñaron las instalaciones. Nos fuimos al centro en autobus y ya era de noche porque a las 4 de la tarde anochece; dimos una vuelta, fuimos a ver una tienda de cosas de 2ª mano y también fuimos al Estadio del Tampere, dónde el conserje nos abrió la puerta para poder verlo por dentro (según Gonzalo es algo habitual en los finlandeses que te dejen entrar a sitios si se lo pides).
Por la noche cenamos en casa y nos fuimos de fiesta a Onnela, una discoteca guapísima de 4 plantas con varias salas con diferentes ambientes (disco, pop finés, …). Empezamos tomandonos una cerveza y después un chupito de Salmiakki (con sabor a regaliza negro), luego Gonzalo pidió vodka con leche pero la camarera lo flipó "¿Milk? ¿Are you sure?", al final logramos saber que se pide White Russian que es una mezcla de leche y vodka con sabor a café, esta cojonudo, pero nos cobraron 6 € por cada cubata, así que seguimos con las cervezas y los Salmiakkis. Rotamos por las diferentes salas, y sin duda la mejor fue la de pop finés dónde la gente se sube a bailar encima de las mesas. Una de las veces que fui al baño, conseguí entenderme con un finés para que me dijese como se dice cachonda en finés, y me dió dos palabras: kaunokainen y hyvaennaekoinen, jejeje.
 
El viernes había clase de patinaje para principiantes, así que fuimos a las pistas de Hervanta construídas en un bunker bajo tierra, pero la verdad es que la clase tuvo poco de principiantes y yo apenas me despegué de la barrera; Julio, Gonzalo y Diana si que hicieron algunos de los movimientos que proponía la profesora, una profesional del patinaje artístico.
Por la tarde después de comer en la uni nos fuimos a la sauna de Rauhaniemi, dónde probamos una de las más típicas costumbres finlandesas, un país en el que existe una sauna por cada 3 habitantes. Tras pasar un rato a más de 100º en la sauna, salíamos fuera para bañarnos en el lago Näsijärvi cuya temperatura estaba cerca de los 0º, así que pasamos la tarde entrando y saliendo de la sauna al lago. Una de las veces que estabamos en la sauna apareció Zach, un finés con el que estuvimos hablando la noche anterior en Onnela y que a partir de aquí se convirtió en nuestro colega. De vuelta a casa nos comimos nuestros bocadillos de poro (reno en finlandés).
Por la noche nos tajamos un poquito en casa con la botellita de Brugal que llevamos y fuimos a una fiesta en Saha, en el bus de camino la estuvimos líando con unos autenticos vikingos finlandeses cantando cosas como "Hamilton is homosexual" o "Puta Suecia, oe". La fiesta en Saha era una International Party, pero nosotros pasamos toda la noche conociendo y hablando con rubias finlandesas (incluso a una que hablaba mexicano, Suvi, ya que había estado 6 meses allí de prácticas) y por supuesto vino nuestro colega Zach. La putada de este país es que a las 3:35 cierran los garitos, así que cogimos el autobús de vuelta a casa aun con toda la fiesta encima, y cuando llegamos a Hervanta estaba todo nevado por lo que nos pegamos unos cuantos bolazos.
 
   
 
El sábado nos costó levantarnos, así que comimos en la uni y compramos las cosas para la cena española de la noche. Por la tarde fuimos al centro para ir a ver la Iglesia Kaleva, una impresionante construcción de cemento que se erige en un parque enorme, y fiel a la costumbre finlandesa, nos la abrieron para nosotros y pudimos ver el interior.
Cuando llegamos a casa empezamos a preparar la cena, Julio una tortilla de patata, Gonzalo una empanada y yo patatas con chorizo; también invitamos a cenar a Stefan, al alemán de Berlin que vive con Gonzalo, y los primeros en venir fueron Nuno (Aveiro, Portugal) y Lluis (Barcelona), después Diana (Zaragoza), Jon (Jersey, USA), Rodrigo (Valencia), Zach y su novia Henna de Tampere (Finlandia), Cristina y Vytautas de Vilnius (Lituania), y también polacos y franceses, una total mezcla de culturas. Empezamos con las cervecitas, después el vino de Rioja, unos chupitos de Salmiakki y los cubatas de vodka-café y leche; yo pasé la mayor parte de la cena falando portugueis con Nuno y viendo que se más portugués del que pensaba, después de cenar fuimos a por el bus para ir al Doris, aunque la mayoría de la gente abandonó y sólo quedamos los buenos, como era demasiado tarde el autobús tardó lo menos media hora en llegar y la estuvimos líando un poco con las señales de tráfico. En el Doris nos decepcionó un poco el ambiente tras las dos pedazo juergas en Onnela y Saha, pero aun así nos echamos unas risas.
 
El domingo nos levantamos tarde, pero lo suficientemente pronto como para llegar a Tampere con algunas horas de luz por delante, así que por fin pudimos ver los edificios con luz solar y aprovechamos para ir al Pyynikki, el punto más alto de la ciudad y desde el que se contempla todo Tampere, preciosas vistas y viento frío. En la cafetería de la base nos tomamos un Glögi caliente (una especie de té) y un donuts. Después fuimos a ver la Catedral y la Iglesia Ortodoxa, en la que bailamos a lo Matt Harding, jeje.
 
El lunes nos levantamos a las 6 de la mañana para coger el tren a Helsinki, una vez allí hacía un día bastante desapacible con frío y lluvia, pero aun así estuvimos recorriendo toda la ciudad, vimos el Finlandia-talo, la Catedral, el Mercado Viejo y la Catedral Ortodoxa, y nos fuimos a comer a la Universidad, dónde degustamos un exquisito salmón con salsa de yogurt. Después de comer nos fuimos a ver otra Iglesia ortodoxa y de ahí desandamos el camino para llegar hasta el Estadio Olímpico, dónde no hizo falta pedir que nos lo abrieran, ya que encontramos una puerta abierta, así que entramos dentro y como nadie dijo nada bajamos a la pista para pisar el cesped y correr unos 100 metros en el mismo tartán en el que lo han hecho grandes atletas; después de la experiencia subimos al tejado y por último vimos el Museo del Deporte. Recorrimos el resto de la zona olímpica y nos volvimos hasta el Mercado para comprar Salami de Reno para traer a España y nos comimos unos hojaldres de salmón y peces del baltico. A las 19:30 cogimos el Santa Claus Express que subía hasta Laponia aunque nosotros nos quedamos en Tampere y cenamos unas pizzas en la uni, ya que aquí con tu tarjeta de estudiante puedes acceder a todas las instalaciones de la universidad (ordenadores, gimnasio, biblioteca, cocina, …) las 24 horas del día los 7 días de la semana, sin la vigilancia ni de guardas ni conserjes, es sin duda una de las cosas que más nos ha sorprendido de la cultura finesa y que ojala pudiesemos importar a España.
 
 
    
 
El lunes era nuestro último día en Tampere y Julio y yo nos marchamos al centro para hacer algunas compras (compré la bufanda del Tampere United) y dar una vuelta, maravillandonos por última vez de pasear por la calle y cruzarte una rubia tras otra, incluso estuvimos un rato sentados en la Universidad puntuando tías. Después nos fuimos a comer a la uni tecnológica y estuvimos por allí despidiendonos de la gente. Cenamos pronto y Gonzalo nos acompañó al centro donde cogimos el bus al aeropuerto, en el que conocimos a Lucía, una malagueña super simpática que iba a recoger a sus padres.
Ya en Stansted tocó pasar toda la noche (10 horas) intentado dormir, pero por lo menos lo hicimos acompañados de unas cordobesas que curiosamente iban a Finlandia a visitar a una amiga. A las 9:50 cogimos nuestro avión a Zaragoza (dónde me encontre al Canario que está currando allí) y sobre las 4 de la tarde llegamos a Logroño, dando por concluído este pedazo de viaje.
Anuncios

2 comentarios

  1. […] ¿Por qué timeline? Bueno, pues porque el pasado jueves Facebook presentó todas sus novedades y la más importante, es la que han denominado timeline (cronología) que es un rediseño completo del muro. En una línea de tiempo puedes ver todos los acontecimientos de tu vida, aunque más bien desde tu entrada en Facebook (en mi caso el 14 de noviembre de 2007, un día después de volver de Finlandia). […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s